10 Alimentos que Ponen en Riesgo la Salud de tus Riñones

La alimentación es una de las cosas más importantes de las que debemos estar pendientes, no toda la comida es sana como parece y aunque no nos afecte a corto plazo puede traer graves consecuencias en un futuro.

Nuestros riñones son unos de los órganos más fuertes y que más aguantan la mala alimentación, pero por más que aguanten nosotros debemos tener cuidado con ciertas comidas que los van deteriorando.

Alimentos que debemos reducir o abandonar

La mayoría de comidas que consideramos ricas traen bastantes consecuencias a largo plazo, van dañando nuestro organismo poco a poco, por eso importante que sepas cuales son y aquí te las dejamos.

1.- Alimentos con exceso de proteínas

Puede parecer que los alimentos ricos en proteínas son la mejor opción para nuestra alimentación, pero comidas como la carne roja atentan contra la salud de nuestros riñones, pues la gran cantidad de proteínas que posee puede llegar a causar el desarrollo de cálculos renales.

Ciertamente nuestro cuerpo necesita de la proteína de algunas comidas, pero no en grandes cantidades, por eso se recomienda optar por alimentos más saludables, como por ejemplo las carnes blancas, que tienen la suficiente proteína que necesitamos.

2.- La Sal

La sal es quizás uno de los mayores enemigos de nuestros riñones, pues el consumo abusivo de la sal puede llevar a que estos órganos retengan una gran cantidad de agua para intentar disolverla dentro del torrente sanguíneo.

Retener la sal en nuestro cuerpo nos lleva a retener líquidos y agua, esto puede causar que desarrollemos hipertensión, dañando nuestros vasos sanguíneos incrementando la presión arterial que a la larga terminará causándonos problemas en el corazón.

3.- Edulcorantes no naturales

Todos los alimentos que sean artificiales van directamente a tus riñones e hígado, los desgastan, les dificultan sus funciones y a largo plazo puede traer graves consecuencias en el funcionamiento de estos órganos.

Muchos de nosotros nos alejamos del consumo de la azúcar por pensar que afecta bastante a nuestra salud, y es así, pero recurrir a los edulcorantes artificiales también terminan afectándonos, se recomienda reducir el consumo de azúcar, optar por azúcar morena o miel, que son menos dañinos.

4.- Comidas procesadas

Los alimentos procesados poseen una gran cantidad de sodio, al igual que la sal, obligan a nuestros riñones a retener los líquidos llevándonos a la posibilidad de desarrollar hipertensión, entre las comidas procesadas tenemos las galletas, las sopas instantáneas y el tocino.

Muchos de nosotros adoramos las comidas procesadas y es sumamente complicado abandonarlas del todo, pero bajar su consumo puede hacer una gran diferencia para nuestra salud, a veces debemos optar por alimentos más frescos.

5.- Alcohol

El abuso excesivo del alcohol, al igual que la sal, es el peor enemigo para nuestros riñones, cada vez que ingerimos alcohol los órganos encargados de eliminarlo son los riñones, y aunque solo eliminan 1% de esta bebida, los ingredientes de la misma pueden causarnos dolor e incomodidad.

Ingerir alcohol de forma frecuente puede llegar a causarnos enfermedades renales, y dañar nuestros riñones a tal punto que no puedan cumplir su función de filtrar todo tipo de desechos que entran a nuestro cuerpo.

6.- Bebidas gaseosas

Todos sabemos que la mayoría de las bebidas gaseosas, por no decir todas, contienen grandes cantidades de azúcar y de gas, estos dos son los principales causantes del desarrollo de cálculos renales en nuestros riñones.

 

Tomar bebidas gaseosas no producen nada bueno para nuestro cuerpo, es más ni siquiera se puede decir que nos alivian cuando tenemos sed, por eso es preferible tomar agua, nos refrescará y nos mantendrá en una vida saludable.

7.- Cafeína

La cafeína, aunque amada por muchos también causa serios problemas para nuestros riñones, incrementando la posibilidad del desarrollo de cálculos renales, además de aumentar la presión arterial y esto puede llevar a crear muchos problemas renales.

 

Por otra parte, el café aumenta el calcio en la orina y esto puede ser una molestia a la hora de ir al baño, pues la acumulación del calcio evidencia que podemos estar padeciendo de problemas renales o la presencia de cálculos en los riñones.

8.- Legumbres

Cualquier tipo de legumbres ya sean lentejas, judías, guisantes o garbanzos poseen una gran cantidad de fósforo y potasio, y esto puede afectarte si ya posees problemas en los riñones, pues incrementan los problemas renales, generan aún más dificultades en los riñones y nos pueden llevar a la insuficiencia renal.

 

Una forma de que no tengas que abandonar por completos las legumbres es introduciéndolas en agua durante mínimo 24 horas, esto ayudará a que el potasio que poseen desaparezca, no significa que las puedas comer todos los días, pero una o dos veces a la semana sí.

9.- Arroz integral y Pan Integral

El arroz y el pan integral poseen una gran cantidad de fósforo y potasio, si ya padeces de problemas en los riñones es de vital importancia que no agregues estas comidas a tu dieta, porque pueden ocasionarte graves problemas a nivel renal.

 

Si tus riñones no están funcionando bien e ingieres cualquiera de estos alimentos el potasio y el fósforo se quedarán acumulados en tu sangre y eso puede generar cálculos renales, problemas sanguíneos y en especial problemas en el corazón.

10.- Plátanos

En el mundo ya existen muchas personas con problemas en los riñones, y uno de los principales alimentos que deben descartar por completo son los plátanos, debido a cantidad de potasio que estos poseen.

Si tú posees problemas en los riñones el potasio terminará acumulándose en tu sangre, llegando a causarte problemas muy graves en el corazón. El plátano no es el único que tiene potasio, también debes evitar los lácteos, el arroz integral, los tomates y las naranjas.

 

Existen comidas que son sumamente deliciosas, pero que van dañando nuestro organismo y nuestro cuerpo de alguna forma, todos sabemos que es difícil dejar algunas cosas de lado, pero el dejar de comerlas en abundancia puede ayudarnos a mejorar nuestra salud.